Insuficiente para garantizar una pensión aceptable para los trabajadores, el sistema privado de gestión de los fondos de retiro resultó altamente rentable para las empresas financieras que tienen bajo su custodia recursos que equivalen a poco más de una sexta parte del valor de la economía.

Publicado en Coyuntura