La magistrada Graciela Santés dicta auto de libertad por falta de elementos de presunta defraudación fiscal de 2 millones 199 mil pesos

Publicado en Coyuntura